Santo Domingo.- La Asociación Dominicana de Profesores (ADP) rechazó las declaraciones emitidas por el presidente de la filial Barahona, Miguel Ángel Féliz, quien dijo que antes de él quitarse la vida, mataría al ministro de Educación.

Eduardo Hidalgo, presidente de la ADP, calificó de desafortunadas las palabras de Féliz, señalando que sus declaraciones han “venido a echarle “una pasta de jabón al sancocho”.

“Ese no es el punto de vista del Comité Ejecutivo Nacional de la ADP ni de la mayoría de los maestros miembros del sindicato. Nosotros entendemos que un educador, esencialmente es un promotor de valores y, también, de una formación integral y humanística; la violencia no está en nuestra lógica ni en nuestro quehacer”, observó.

Hidalgo, sostuvo que ese gremio desaprueba esa posición del presidente municipal de la ADP en Barahona y pidió disculpas en nombre de la ADP, a la sociedad por esas declaraciones.

“Pedimos excusa porque él (Féliz) es un miembro de nuestro sindicato, es un presidente de una de nuestras seccionales y lamentamos las declaraciones. Uno tiene que tener dominio emocional, uno tiene que tener control emocional y saber cuándo callar y cuándo hablar”, expresó Hidalgo.

Durante la asamblea de profesores del pasado viernes, que tenía como objetivo solidarizarse con los 1,818 profesores cancelados, el presidente de la filial de la ADP en Barahona, Miguel Ángel Féliz, hizo la advertencia al Ministro de Educación.

Eduardo Hidalgo sostuvo que Féliz está desenfocado y que la lucha que tiene la ADP para que repongan a los 1,818 maestros, no es quien más amenace, sino lograr soluciones en beneficio del magisterio.

Sanciones

Hidalgo, sostuvo que hay sanciones para quienes incurran en este tipo de declaraciones, pero que es una atribución del Tribunal Nacional Disciplinario de la ADP.

Sin embargo, adelantó que en la reunión de hoy el Comité Ejecutivo evaluará lo expresado por el profesor Féliz y no quería adelantarse por tratarse de una atribución de ese organismo y de los reglamentos disciplinarios establecidos en ese sentido. 

Afirmó que ningún miembro de la ADP, ni siquiera él, puede atentar contra la decisión tomada por el gremio, ya sea estratégica o táctica.

El Tribunal Disciplinario establece como sanciones: críticas, amonestaciones públicas, suspensiones por un período determinado y hasta la expulsión definitiva del gremio que agrupa a los maestros de escuelas públicas.

Comparte esta noticia en las redes sociales :
martes, 19 de septiembre de 2017