POR PRAEDE OLIVERO FÉLIZ 

La República Dominicana y el mundo están siendo testigos de cuál es la actitud y la verdadera intención de la oposición, en la patria de Bolívar y de Chávez. 

Primero han optado por las guarimbas, o la violencia más espantosa que decapitó seres humanos, atacó guarderías de niños inocentes y convirtió en antorchas a personas del gobierno o que no apoyan sus posiciones, sólo igualándose esa práctica criminal a la del collar en Haití. 

El mundo, que clama la paz, está esperando la llegada de la delegación de la oposición venezolana a Santo Domingo, al igual que la del gobierno para que sigan sentándose en la mesa del diálogo, en el marco de la Constitución de la República de Venezuela, de allí no deben retirarse sin garantizar la paz a Venezuela. 

Que no usen excusas baladíes para romper el diálogo, que todo el mundo está viendo que sin firmar acuerdos, ya Venezuela está tranquila, lo que demuestra quienes son los que desatan la violencia, los que quieren imponer la guerra, obedeciendo a intereses foráneos, imperiales; todos estamos viendo que es la oposición venezolana la que no quiere negociación.

Comparte esta noticia en las redes sociales :
viernes, 29 de septiembre de 2017