Barahona.- Luego de 7 años dirigiendo la Sala Capitular del ayuntamiento Santa Cruz de Barahona, sin avances ni logros que exhibir, Andrés Manuel Villabrille Dotel (Chimbi), propuso la plancha para la elegir a un presidente que no era él, sino Juan Bautista Fermín (Yudi).

En la vicepresidencia fue seleccionado el regidor peledeísta Rubén Antonio Alcántara Ruiz, quien aspiraba a la presidencia del Consejo de Regidores, quien se observaba visiblemente molesto y Héctor Pérez, repite como secretario del cabildo.

La plancha presentada por Villabrille Dotel, fue secundada por el regidor reformista Doro Francisco Vásquez, procediendo la concejal de más edad, Inés María Matos, con el proceso, acompañada del de menos años Wander Féliz (Sanguyón), quien hizo las veces de secrerario aunque sea protocolarmente.

A la regidora Matos, quien aspiraba a la presidencia, aunque no trascendió a la opinión pública, le salió la “inconformidad” cuando se quejó de juramentar a “tantos hombres” habiendo mujeres.

No votaron, pero tampoco se opusieron a la escogencia, los regidores del opositor Partido Revolucionario Moderno (PRM), Juana Polanco y Williams Ayala, atendiendo a una línea de su organización de no acatar la regla de oro en la elección de los bufetes directivos de los cabildos.



Previo a la elección del bufete directivo de la Sala Capitular, el alcalde Noel Octavio –Tavito- Suberví Nín, llamó a los regidores a su despacho a una consulta, sin que trascendiera lo que conversaron, lo que retrasó las votaciones por espacio de casi una hora.  

Comparte esta noticia en las redes sociales :
jueves, 17 de agosto de 2017