Por Ashley Guevara.-

Barahona. -Continúan los robos y atracos a plena luz del día, lo que se ha constituido en una amenaza para los residentes del barrio Imbert de esta ciudad, quienes atemorizados ante la situación, solicitan una mayor vigilancia policial para detener los hechos delictivos.

Manifestaron que los más afectados por la ola de robos a mano armada por parte de delincuentes son las amas de casa, las famosas bancas de lotería y personas empleadas de distintos negocios comerciales, los cuales se trasladan en horas de 5 a 6 de la mañana para cumplir con sus deberes.

En nota de prensa entregada al corresponsal Ramón Mateo Feliz., residentes de la comunidad denunciaron que en los últimos días más de 15 viviendas y unas 2 bancas de lotería han sido violentadas y robadas ante la falta de protección, que alegan no están recibiendo por parte de los que deben brindar protección a la población.

Sostuvieron que la proliferación de la ola delictiva, la que dijeron ha crecido de manera desproporcionada y a gran escala, es culpa de la falta de oportunidades a la que se ven sometidos los jóvenes y adolescentes.

Los residentes del barrio Imbert le hacen un llamado por segunda vez a la Dirección Regional Sur de la Policía Nacional con asiento en esta ciudad, para que envíen patrullas motorizadas a vigilar de día y de noche, para contrarrestarlos robos y atracos que vienen realizando los delincuentes en dicho sector.

Comparte esta noticia en las redes sociales :
jueves, 24 de agosto de 2017