POR PRAEDE OLIVERO FÉLIZ

El domingo 16 de julio del año 2017, pasó a la historia de la República Dominicana por la Marcha Verde, como la mejor celebración de un aniversario de la sociedad secreta la trinitaria, génesis y semilla fértil de nuestra independencia.

Fue la madre de todas las marchas, no sólo de las marchas verdes, si no de todas las marchas que se han hecho en los 173 años de existencia de la patria de Duarte y los Trinitarios, nuestra querida República Dominicana.

Hay que ver la marcha por fuera y por dentro, marcharon niños, adultos, enfermos, minusválidos, hombres, mujeres y sobre todo jóvenes, factor del cambio que necesita el país.

Que nadie se llame a engaño, tendrán que hacer justicia, los corruptos tienen que ir a la cárcel, tienen que devolver el dinero que han robado al pueblo del soborno, las sobre valuaciones y toda forma de corrupción.

No queremos tapadera del Ministerio Público, como dice la proclama de la marcha tienen que someter al Presidente, a los de la lista de Temo, a otros funcionarios del gobierno, del congreso, de la justicia: jueces y fiscales, de síndicos y de todos los que han metido la mano, si no lo hacen, que se preparen a perecer atrapados por la marea verde levantada por la madre de todas las marchas.

Comparte esta noticia en las redes sociales :
lunes, 17 de julio de 2017