PEDERNALES: En esta provincia se han incrementado el tráfico y venta ilegal de tortuga y cotorras, especies protegidas porque están en peligro de extinción.

La captura indiscriminada de depredadores de la Tortuga o carey y la cotorra, en las zonas pesqueras de Bahía de las Águilas, Trudille y la isla Beata, así como las montañosas de Aguas Negras, Mencía y la Altagracia está preocupando a los amantes de la naturaleza.

Para el biólogo Nicolás Corona, el problema está en lo débil que es la justicia con las personas que cometen este delito.

La carne de carey es vendida a 150 pesos libra y el huevo a 30 pesos la unidad.

La comercialización se realiza de una forma muy oculta en el pueblo, o de forma clandestina, pero además es llevada a Santo Domingo para venderla a iguales precios.

Mientras, que la Cotorra es traslada en Vehículo privado para ser vendido el par a 6 mil pesos.

El administrador de Medio Ambiente, Ramón Marrero, aseguró que ha hecho todos los esfuerzos necesarios para controlar la situación, pero confesó que no hay miembros suficientes de esa entidad para contrarrestar la situación.

De igual forma, el presidente de la Sociedad Ecología, Fausto Gomera, expresó que la vigilancia debería ser más fuerte.

Comparte esta noticia en las redes sociales :
martes, 9 de agosto de 2016